Saltar al contenido

Tlahuizcalpantecuhtli ¡Advocación de Quetzalcóalt!

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas
[Total:1    Promedio:5/5]

Tlahuizcalpantecuhtli también conocido como advocación de Quetzalcóatl, era uno de los dioses que formaban parte de la gran cosmogonía de los toltecas.

Más tarde toma fuerza de culto, entre las culturas mesoamericanas, incluso la mexica.

Su nombre en náhuatl es traducido como “el lucero del alba” y “señor del amanecer”, así como “Dios de la casa de la aurora”.

Es considerado como la primera luz astral que se observa cuando despunta el alba, mientras que los astrónomos le conocen como Venus.

Según el imaginario mexica es el dios de la vitalidad y de la energía, así como se le conoce como pariente de la deidad Xiuhtecuhtli (deidad del fuego).

Era el señor de la duodécima hora en el día.

Tiene aparición en el códice Borgia y en algunas escenas se le puede observar mientras desafía al sol, no obstante, la deidad Tonatiuh le mata y convierte en Itztlacoliuhqui-Ixquimilli.

Uno de los sucesos naturales registrado en los pueblos de América Central, tienen que ver con esta deidad, como lo son los amaneceres.

Historia sobre Tlahuizcalpantecuhtli

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas quien era historia
Historia sobre Tlahuizcalpantecuhtli ¡Todo y más sobre esta deidad!

Esta deidad cuenta con diversas etapas como un dios, por ejemplo: como olmeca, pipil, tolteca, maya (Kukulcán) y luego como parte del gran grupo de dioses de los aztecas.

Dentro de la cultura tolteca, tuvo esta forma de dios a partir de la tradición religiosa en el gran Teotihuacán, donde se encuentra la gran pirámide de la serpiente emplumada (siglo II). No obstante, posee una raíz mucho más antigua.

Algunos de los estudios hechos recientemente han demostrado que tal personaje se encuentra relacionado con la gran mitología olmeca y la visión de serpiente emplumada.

Esto se debe a la iconografía y arte que ha demostrado la importancia que posee la deidad dentro de Mesoamérica.

Por ejemplo, dentro de las grutas en Juxtlahuaca, hay representaciones de serpientes con plumas al mejor estilo  olmeca.

Desde la laguna Asososca (Nicaragua) se pueden ver algunas pinturas representativas y rupestres, hasta la gran Tula, estado de Hidalgo (México).

Hay otra versión que explica que tal deidad podría tener raíces Chichimecas.

Los mayas (conociéndole como Quetzalcóatl) le dieron el nombre de Gucumatz o Kukulkán, pero la versión tolteca se conoce mucho más.

Mientras, los aztecas les incorporaron a sus dioses una vez llegaron al gran valle de México. Estos le relacionaban con el planeta Venus, el cual podía observarse como una estrella, justo al lado del volcán Popocatépetl en ocho meses del año.

Una profecía ha indicado que durante dos solsticios (dos  veces por año), la deidad va  la tierra y lleva cosecha y felicidad, lo que ocurrirá luego de la venida carnal de la deidad.

Hernán Cortés y la deidad

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas monumento deidad
Historia y más

En la advocación Quetzalcóatl, una de las tantas representaciones de esta deidad era la de un hombre blanco y barbudo, lo que llevó a que, Mesoamérica durante la conquista identificaran a Hernán Cortés como la deidad.

Esta afirmación proviene de las  cartas que preparó el conquistador para poder entregarlas al rey Carlos V.

Tales textos han sido considerados como una estrategia legal, puesto que, la conquista de esta tierra solo podía ser aprobada por el monarca es según las leyes de España.

Cortés que carecía de permiso, se le dio una orden de aprehensión, no obstante, puedo defender sus posturas, ya que alegó que los mexicas  se habían rendido por creer que era la deidad y dueño de las tierras.

Atributos de Tlahuizcalpantecuhtli

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas atributos caracteristica
Atributos y características de Tlahuizcalpantecuhtli

Algunos dicen que el símbolo de Tlahuizcalpantecuhtli es el del sol en toda su plenitud sobre el cielo. Por lo que, es un sol que va a resplandecer y brillar sobre el cielo.

Los dones de la vida, la dulzura,  iluminación, el saber y la fecundidad se le atribuyen.

Se suele identificar en los códices con el cuerpo pintado con rayas, una careta negra con circunferencias blancas encima de los ojos y una diadema con plumas negras con las puntas de blanco.

En su rostro  posee una pintura con unos cinco puntos blancos que posee un patrón del tipo quincunce.

Posee un arma muy especial para poder disparar dardos y  cabello amarillo.

También se le considera como la deidad de los tres elementos, como los son: fuerza terrestre, fuerza celeste y fuerza humana.

Se la ha atribuido la invención de la agricultura.

Topiltzin/ Tlahuizcalpantecuhtli

Alguna de las leyendas cuentan  que la deidad, de pequeño, se inició en las artes religiosas en la escuela de Xochilco.

Desde temprana edad, fue un modelo de bondad y virtudes, por lo que, llegó a tener el cargo de gran sacerdote y considerado como Quetzalcóatl.

Según la leyenda, esta deidad poseía  origen divino y humano.

La deidad fundó la gran ciudad de Tula, la cual se considera como un lugar sagrado que contiene los restos de las civilizaciones antiguas.

Las leyendas cuentan que, tal era su bondad que el sacrificio humano no podía soportarlo y lo prohibió.

Tal acción produjo una gran cólera en el dios Tezcatlipoca, el cual se presentó a Tlahuizcalpantecuhtli con un espejo hechizado, donde la deidad podía contemplar su rostro deforme.

Por tan espantosa visión, el príncipe fue invitado a una cena por el malvado Tezcatlipoca, donde supuestamente obtendría la calma una vez más.

La deidad comió y bebió sin tener idea de que era una trampa, cuyo fin era que la deidad yaciera con la sacerdotisa Quetzalpetlatl, a quien quería como hermana.

Cuando se descubrió el engaño, la deidad no podía soportar la deshonra de su amiga y el quebranto de su castidad, por lo que, se arrojó al fuego y se convirtió en una banda de pájaros coloridos.

En otra versión se dice que se elevó al cielo para así convertirse en la gran estrella venus.

Algunas voces cuentan que el dios juró que volvería para obtener sus tierras otra vez, pero en forma de hombre con barba .

Es por ello que los pobladores de América central recibieron la llegada de Hernán Cortés con gran jubilo, al confundirlo con Tlahuizcalpantecuhtli.

Tlahuizcalpantecuhtli y Tezcatlipoca

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas leyenda
Tlahuizcalpantecuhtli y Tezcatlipoca ¿Que tienen que ver?

En la cosmogonía náhuatl, Tlahuizcalpantecuhtli es parte de los hijos (representantes de la esencia femenina y masculina de creación) de los primeros dioses Omecíhuatl y Ometecuhtli, en el relato de la creación del gran universo.

Con el paso del tiempo, más mitos fueron integrados, por lo que pasó de ser un dios de la creación a un rey de Tula.

A su vez, se le creyó como un dios solar, hermano del gran Huitzilopochtli; lo que daba a que se interpretara el mito, como el traslado que hacía el sol por el cielo, desde el gran amanecer hasta el crepúsculo.

Para la gran cultura azteca y demás civilizaciones, esta deidad era hermano de Tezcatlipoca, mientras, para los toltecas eran rivales y considerados como seres supremos.

La Pirámide de culto

Tlahuizcalpantecuhtli advocación quetzalcoalt cultura meosamericanas piramide culto
Pirámide de culto o veneración para la deidad

Los únicos que tenían derecho a tener construcciones exclusivas donde se hicieran las   ceremonias y ofrendas eran los dioses de mayor jerarquía.

En honor a Tlahuizcalpantecuhtli, los toltecas erigieron una gran pirámide como altar en el año 1100.

Las ruinas del lugar se encuentran categorizadas como uno de los monumentos de mayor valor arquitectónico e histórico en Centroamérica.

El gran Centro Arqueológico de Tula, se encuentra ubicado en el estado de Hidalgo (México), en específico en la ciudad de Tollan-Xicocotitlan a tan solo unos 80 km de Ciudad de México.

La pirámide se encuentra rodeada por la gran sierra Tezontlapa y el valle con aguas del río Tula, con una base de uno 7000 metros cuadrados.

Además, cuenta con una escalinata de unos 43 m y se encuentra fabricada en bloques de piedra bañados por el sol.

Cada año, miles y miles de turistas se acercan para poder conocer a majestuoso edificio mexicano.

Tras la tradición de los toltecas de colocar los  recintos de ceremonias cerca al cielo, en la parte superior se puede ver los restos del templo de Tlahuizcalpantecuhtli, el cual se le conoce como “estrella matutina”.

Como columnas, se encuentran los atlantes, los cuales son guerreros con unos 4 metros por altura y que custodian el templo, a su vez, sostienen el techo del templo.

Los relieves y frisos en sus paredes demuestran los rituales y como los felinos y serpientes devoraban a los cuerpos humanos.

El lugar de la pirámide se conoce como un espacio sagrado para la iniciación de los misterios y perfeccionamiento del espíritu para los que acudían al sitio.

Ahora que has conocido más sobre Tlahuizcalpantecuhtli, ¿qué te ha parecido? Seguramente un dios de gran interés.

Si sabes más de él, no olvides entonces el compartirlo con nosotros para así, agregar más conocimiento sobre ello a este artículo.

A su vez, si quieres puedes compartir este artículo con tus familiares y amigos para que conozcan al gran Tlahuizcalpantecuhtli.